Señales de un mal tatuador

Hacerse un tatuaje es una gran decisión, por lo que, naturalmente, querrás asegurarte de acudir a un tatuador calificado, talentoso y de buena reputación. Lo último que quieres es que un mal tatuador te ponga marcas permanentes en el cuerpo o, peor aún, que no siga las medidas de salud y seguridad adecuadas.

Afortunadamente, hay varias señales que te permiten detectar a un mal tatuador antes de que sea demasiado tarde. Si investigas, deberías poder decidir si vas a alguien en quien realmente puedas confiar con tu piel.

Medidas de Salud y Seguridad

Si algo acerca de un salón de tatuajes parece antihigiénico, probablemente sea mejor seguir adelante. Un salón de tatuajes dedicado invertirá en todo el equipo adecuado. El artista siempre debe usar guantes mientras entinta y limpiar y desinfectar adecuadamente todo el equipo.

El salón debe seguir las normas de salud y seguridad, como tener un certificado actual de patógenos transmitidos por la sangre. El artista del tatuaje también debe tener una licencia. Estos requisitos varían según el estado, por lo tanto, asegúrese de consultar las pautas de su estado para ver si el artista está debidamente calificado.

Más Tatuajes:  Hacerse su primer tatuaje: los mejores consejos y qué esperar

Tienes lo que pagas

Como en cualquier industria, la alta calidad no es barata. Los tatuadores talentosos saben que son buenos y cobran en consecuencia. Si los honorarios de un artista del tatuaje parecen extremadamente bajos, eso debería ser una señal de alerta. Rara vez encontrará la mejor calidad a precios bajos.

Si eres nuevo en los tatuajes, busca en varios salones de tu área. Trate de encontrar a alguien que se encuentre al menos en el rango medio-alto. Si estos precios están fuera de su presupuesto, puede ser mejor esperar y ahorrar su dinero hasta que pueda pagar un artista de calidad.

La práctica hace la perfección

Todo el mundo tiene que empezar en alguna parte, pero no tiene que ser en tu piel. No importa cuán talentoso sea un artista, debe aprender con un artista del tatuaje experimentado durante varios años antes de comenzar por su cuenta.

Si decide dejar que un entintador sin experiencia le haga un tatuaje, prepárese para posibles errores. Lo mejor es ir con un veterano experimentado en su lugar.

Muestras de su trabajo

Los buenos artistas no solo están orgullosos de su trabajo, sino que están dispuestos a mostrarlo. Los salones de tatuajes de buena reputación tendrán evidencia fotográfica del trabajo terminado. Algunos incluso pueden tener testimonios. Si el artista elegido no tiene ningún ejemplo o parece reacio a mostrarle una fotografía, es posible que deba pasar al siguiente lugar.

Los grandes artistas del tatuaje no solo muestran fotografías de su trabajo justo después de que se completa, sino también imágenes de su trabajo después de que se haya curado. Muchos tatuajes se ven muy bien al principio, pero luego tienden a perder calidad después de curarse. Un artista talentoso tendrá evidencia fotográfica para demostrar que su trabajo se sostiene.

Senales de un mal tatuador

Información sobre el Salón o Reseñas

En la cultura actual de Internet, casi todas las empresas tienen un sitio web. También hay montones de reseñas de clientes satisfechos (o descontentos). Si el salón no tiene un sitio web o al menos una página de Facebook, ¡eso es una señal de alerta! Si no puede encontrar ninguna reseña, o si solo puede encontrar reseñas negativas, también es una señal de advertencia. Un salón de tatuajes legítimo y profesional debe funcionar como cualquier otro negocio.

Más Tatuajes:  Tatuajes en el estómago después del embarazo: ¿se arruinarán?

La obra de arte es inferior

Este es probablemente un hecho. Sin embargo, mientras revisa las muestras, verifique la consistencia: líneas rectas, colores sólidos y más. Si la obra de arte tiene menos calidad y desea algo más complejo que su nombre, es hora de buscar en otra parte. Si el artista no tiene muestras de obras de arte complicadas, no querrás buscar un diseño intrincado.

Además, puede valer la pena considerar si la obra de arte tiene el mismo estilo que usted desea. A veces un artista no es malo per se, pero no tiene experiencia en el estilo que quieres.

Renuencia a responder preguntas

Si el artista no está dispuesto a hacer una consulta o no quiere responder a sus preguntas, eso es una mala señal. Artistas del tatuaje que son talentosos y apasionados por su trabajo, les encanta hablar de negocios y siempre están felices de tranquilizar a sus clientes. Alguien que no le dará una respuesta directa a su pregunta puede estar ocultando algo, o peor aún, no tener experiencia.

se siente mal

A veces hay que dejarse llevar por la intuición. Si su instinto le dice que hay algo que no está bien en un salón o artista en particular, escúchese a sí mismo y vaya a otro lado. No querrás entrar en una situación con un mal presentimiento.

Del mismo modo, si usted y el artista del tatuaje parecen no encajar bien, probablemente sea mejor seguir adelante. Tenga en cuenta que se trata de algo más que encontrar a alguien que tenga talento. También necesita encontrar a alguien que lo haga sentir cómodo y que entienda lo que quiere. Después de todo, podrías estar en compañía de esta persona durante horas, sesión tras sesión, según el tamaño y el detalle de tu tatuaje.

Más Tatuajes:  Cómo matar el tiempo mientras te haces un tatuaje

Conclusión

Hacerse un tatuaje debe ser una experiencia memorable y positiva. Si el salón de tatuajes o el artista emiten malas vibraciones, como suciedad, falta de cartera o mala actitud, es mejor que busques en otra parte.

En general, desea un artista talentoso y con licencia que siga los procedimientos, cobre lo que vale y tenga una cartera repleta de ejemplos de gran trabajo.

Deja un comentario