¿Puedes hacer ejercicio después de hacerte un tatuaje? – Todo lo que necesitas saber

No hay reglas específicas sobre cuánto tiempo se debe esperar para hacer ejercicio después de hacerse un tatuaje. Sin embargo, hay algunos factores importantes que uno debe considerar antes de volver al gimnasio con tinta fresca.

La regla general es; no debe volver a hacer ejercicio inmediatamente después de hacerse un tatuaje. Muchos se preguntarán por qué es tan necesaria la espera, y otros tratarán de encontrar la conexión entre las secuelas del tatuaje y el ejercicio.

En los siguientes párrafos, abordaremos este problema y encontraremos las mejores respuestas, legítimas y comprobadas, a las preguntas antes mencionadas. Entonces, si se pregunta cuándo y cómo debe hacer ejercicio después de tatuarse, ¡siga leyendo!

Hacer ejercicio y cambios en la piel

¿Cómo afecta la actividad física a la piel?

Estamos empezando desde el principio. Para que entiendas la forma en que el ejercicio afecta la tinta fresca, es importante entender primero cómo afecta la piel.

En primer lugar, es bien sabido que durante un entrenamiento la piel se estira. Eso es algo normal, especialmente si estás desarrollando músculos y haciendo ejercicios de resistencia o levantamiento de pesas. Durante los entrenamientos intensos, la piel puede incluso debilitarse y provocar la aparición de estrías, donde el ejercicio consiste en levantar mucho peso durante un período más prolongado.

Otro acontecimiento importante a mencionar es el aumento de la temperatura de la piel durante el ejercicio. Durante el entrenamiento, la temperatura corporal y la frecuencia cardíaca aumentan, lo que conduce a un aumento de la temperatura corporal.

Como resultado, comienza a sudar, lo que conduce a una acumulación térmica de la piel. La razón por la que aumenta la temperatura de la piel es para enfriar el cuerpo, ya que contribuye a la evaporación del sudor de la piel.

Ahora, todo esto parece completamente natural e inofensivo, ¿verdad? Pero, ¿qué pasa si tales cambios en la piel ocurren mientras se trata de un tatuaje nuevo? ¡Vamos a averiguar!

Tatuado,Fuerte,Hombre,Con,A,Barba,En,El,Gimnasio.,Musculoso
Crédito: tatuaje guardado

¿Cómo afecta el ejercicio a la piel tatuada?

Después de recibir un nuevo tatuaje, se envolverá en papel de aluminio y debe permanecer cubierto durante las próximas 24 a 48 horas; dependiendo de las recomendaciones de su tatuador. En ese tiempo, tu tatuaje se comportará como una herida abierta, eso es. El tatuaje sangrará, rezumará, eliminará el exceso de plasma y tinta. Es un proceso incómodo y doloroso.

Más Tatuajes:  Quitar un tatuaje con sal: ¿Funciona?

Una vez que su tatuaje termine de gotear, comenzará a secarse y tendrá que concentrarse en su rutina de cuidado posterior.

Ahora, imagina ir a hacer ejercicio con una herida abierta y dolorosa. Incluso sin cambios estándar en la piel durante un entrenamiento, te sentirás increíblemente incómodo y posiblemente sientas mucho dolor. ¿Irías a hacer ejercicio con un corte profundo o una herida de arma abierta? No, no lo harías.

  • Estiramiento de la piel tatuada

Como mencionamos, el ejercicio contribuye al estiramiento de la piel. Si vas a hacer ejercicio con un tatuaje nuevo, seguramente lo estirarás. Esto interrumpirá el proceso de curación y posiblemente promueva una mayor exudación y sangrado. Incluso podría interrumpir la tinta y hacer que el exceso de tinta se filtre más de lo debido.

  • Sudoración y aumento de la temperatura.

Por otro lado, a medida que hagas ejercicio seguramente comenzarás a sudar y la temperatura de la piel aumentará. Como puede imaginar, todas estas condiciones, humedad y calor, pueden arruinar completamente el proceso de curación del tatuaje.

Tu tatuaje quiere secarse porque ya está supurando y quiere enfriarse porque ya está adolorido, rojo y caliente. Cuando haces ejercicio, la piel tatuada puede incluso erizarse más de lo que ya está, lo que puede provocar un sangrado excesivo y más lesiones.

  • Fricción

Olvidamos mencionar una noción importante cuando se trata de hacer ejercicio después de hacerse un tatuaje; la ropa. Teniendo en cuenta que no vas a hacer ejercicio semidesnudo, seguramente tendrás que usar ropa, que muy probablemente cubrirá el tatuaje nuevo. No importa qué tan suelta o apretada esté la ropa, la fricción entre el material de la ropa y el tatuaje ocurrirá con seguridad.

Como resultado de la fricción, la envoltura de tu tatuaje podría caerse y podrías lesionar directamente la piel tatuada, ya que la fricción será directa. Su ropa podría adherirse al tatuaje y secarse como tal, lo que requeriría que la «despegue» de la piel recién tatuada. ¡Suena doloroso!

Además, incluso si el tatuaje permanece envuelto de alguna manera, la fricción aún puede causar irritaciones en la piel y contribuir a las infecciones, especialmente en los primeros 2 días. Más tarde, cuando el tatuaje ha comenzado a sanar, la fricción puede eliminar las costras y contribuir a la descamación del tatuaje, lo que no es bueno para el cuidado posterior.

Lea también: Usar ropa sobre un tatuaje nuevo: ¿puede hacerlo y cómo?

¿Hay alguna forma de hacer ejercicio después de tatuarse?

Aunque hay algunas formas de hacer ejercicio con un tatuaje nuevo, ¡todavía no recomendamos ninguna actividad física intensa y sudorosa hasta que el tatuaje se haya curado por completo!

Ahora, como puede ver, hacer ejercicio después de hacerse un tatuaje seguramente no es una buena idea. Sin embargo, no dijimos que es una misión imposible. Hay algunas formas y consejos sobre cómo puede mantenerse activo incluso cuando está recién tatuado, pero se deben considerar algunos factores de riesgo.

Más Tatuajes:  Los 5 mejores tatuajes temáticos de casino
Posterior,Vista,De,Deportista,Sonriendo,Después,Entrenamiento,Sesión.,Tatuado,Mujer
Crédito: tatuaje guardado

Colocación del tatuaje

Cuanto más arriesgada sea la colocación del tatuaje en el cuerpo, menor será la probabilidad de que pueda hacer ejercicio correctamente después de tatuarse. Esa es la regla general.

Ahora, si el tatuaje se coloca en algún lugar donde la piel tiende a estirarse y sudar más, debes evitar hacer ejercicio. Por ejemplo, si el tatuaje se coloca en el torso, alrededor de las rodillas, los codos, el área de la axila o las manos, es posible que desee retrasar su rutina de ejercicios por un tiempo.

Estas áreas son las que más se estiran y sudan, lo que podría afectar el proceso de curación del tatuaje.

Además, esta parte puede ser complicada porque hay muchos deportes y actividades físicas, y cada uno de ellos afecta diferentes partes del cuerpo. Entonces, para resumir, si el entrenamiento, el ejercicio o la actividad deportiva afecta directamente el área tatuada (estirándose, tirando, aumentando la fricción y podría recibir un golpe), entonces NO haga ejercicio con un tatuaje nuevo.

Si el tatuaje está debidamente cubierto con envoltura y ropa más holgada, y no se ve afectado directamente por la actividad, entonces podría intentar hacer un poco de ejercicio ligero. Todavía queremos que tengas en cuenta la sudoración y el aumento de la temperatura corporal, que aún podrían representar un riesgo para la cicatrización del tatuaje.

Tipo de entrenamiento e intensidad

Como mencionamos, no todos los entrenamientos y actividades son iguales, y cada uno afecta diferentes músculos y áreas del cuerpo. Entonces, para determinar si debe hacer su rutina de ejercicios regular, debemos abordar el tipo y la intensidad de su entrenamiento.

Si planeas levantar pesas, te lo contamos de inmediato; independientemente de la ubicación del tatuaje, se estropeará y podría lesionarse. Levantar pesas afecta a todo el cuerpo ya que la intensidad y la presión sobre el cuerpo es increíble.

Por lo tanto, evite hacer cualquier tipo de ejercicio que sea físicamente intenso y que pueda provocar sudoración intensa. Evite correr durante mucho tiempo, levantar pesas y estirarse demasiado. Un entrenamiento intenso puede hacer que el tatuaje se reviente (ya que la piel nueva se está formando y las ampollas son frescas y frágiles).

E incluso si planea hacer un poco de ejercicio ligero, NO le recomendamos que lo haga demasiado pronto en el proceso de curación del tatuaje.

Lugar de entrenamiento

Si tu entrenamiento se realiza al aire libre en el campo, o adentro, en el gimnasio, es importante saber que el área donde entrenas esté lo más limpia posible. En primer lugar, le recomendamos encarecidamente que deje de hacer ejercicio al aire libre; el mundo está lleno de bacterias y virus que podrían agarrarse fácilmente a tu cuerpo y entrar a través de la herida abierta que es tu tatuaje. Evitemos ese escenario.

Más Tatuajes:  Flash Tattoos: ¿Cuál es la diferencia entre Custom y Flash Tattoo?

En segundo lugar, si tiene la más mínima duda de que su gimnasio está impecablemente limpio y que el equipo se desinfecta y limpia regularmente, no entrene allí, especialmente con un tatuaje nuevo. El gimnasio es el lugar perfecto para la propagación de bacterias y virus, así que, a menos que quieras que tu tatuaje se infecte, trata de ejercitarte desde la comodidad de tu hogar por un tiempo.

Ropa de ejercicio

Como mencionamos, los tatuajes y la ropa no son mejores amigos. El resultado de tal interacción es la fricción, por lo que es posible que desee evitar usar ropa ajustada para hacer ejercicio. Sin embargo, usar ropa demasiado holgada conlleva algunos riesgos.

Si la ropa es demasiado holgada, simplemente sirve como un comité de bienvenida para todas las bacterias y gérmenes que planean atacar tu tatuaje; queremos decir que hay demasiado espacio abierto entre tu piel y la ropa que está demasiado suelta.

Por lo tanto, trate de encontrar un equilibrio entre apretado y suelto; asegúrese de que la ropa todavía le quede bien, sin presionar la piel directamente. Esto reducirá las posibilidades de fricción, frotamiento e irritación de la piel, así como la acumulación de bacterias y gérmenes.

Cuidado posterior al tatuaje después del entrenamiento

Ahora, este podría ser uno de los mayores problemas cuando se trata de hacer ejercicio y un nuevo tatuaje. Una vez que haya terminado con el entrenamiento, es esencial tomar una ducha y lavar el sudor sucio.

Ahora bien, no se recomienda ducharse con un tatuaje fresco durante al menos 24 horas. El agua puede evitar que el tatuaje se seque y puede prolongar el proceso de curación, lo que aumenta la posibilidad de una infección.

Por lo tanto, si decidiste ejercitarte con un tatuaje nuevo, es posible que desees lavar el área circundante del tatuaje con jabón antibacteriano y agua tibia. No aplique ninguna loción sobre el tatuaje, y Ni se te ocurra poner Vaselina en eso.

Los productos a base de vaselina y petróleo solo son útiles durante las duchas cuando el tatuaje ha comenzado a sanar correctamente. De lo contrario, ¡no deben usarse en tatuajes y piel!

Pensamientos finales

Como puede ver, es muy importante tener cuidado con un nuevo tatuaje, si desea que se cure correctamente y rápido. No existe una regla general sobre cuánto tiempo debe esperar antes de poder hacer ejercicio sin preocupaciones. Te recomendamos esperar hasta que el tatuaje sane, lo que puede ser entre 2 semanas y un mes. Mientras tanto, puedes salir a caminar y hacer un poco de ejercicio ligero, pero no mientras el tatuaje aún esté fresco, especialmente los primeros 2 días.

¡Compartir es demostrar interés!

Deja un comentario